Patrones de Lenguaje Atractivo.

Lenguaje atractivo

Uno de los grandes y más poderosos presupuestos de la psicología de corte sistémico es el Axioma Nº 1 de Paul Watzlawick en cuando a comunicación se refiere: ES IMPOSIBLE NO COMUNICAR. Más adelante, los creadores de la Programación Neurolingüística (PNL) lo incluyeron como una de sus premisas fundamentales para el desarrollo de las diferentes estrategias y técnicas de dicha disciplina.

Luego de estar súper breve introducción histórica de este poderoso pensamiento, debo confesar que cuando escuché esta frase por primera vez, me pareció algo obvio, algo lógico y extremadamente básico. Mi sensación era algo así como “¡Vamos, es lógico, no tiene nada de interesante o profundo!  Pues bien, en ese instante, mis primeros semestres de estudiante de psicología, no consideraba importante nada de esto. Era de esos sujetos que decía que las apariencia no es importante, que no deberían valorarte por como te ves, por como te mueves, por como eliges los colores de las paredes de tu cuerpo, etc.

Con el paso del tiempo, me encontré con un concepto bastante importante: discurso. Cuando leemos esa palabra en lo primero que pensamos es en alguien parado en un estrado diciendo unas palabras, posiblemente un político o una persona influyente. Bueno, al menos esa era mi imagen para ese entonces. Lo que aprendí es que todas las prácticas tienen discursos insertados, mensajes e intenciones que quieren ser expuestas al mundo exterior, ya sea de manera consciente o inconsciente. Como siempre, los ejemplos son mejores para explicar las cosas.

Un consultante que tuve hace unos años, tenía un patrón bastante particular: quejarse constantemente. Era su modus operandi de casi todas sus actividades. En las redes sociales, al entrar a un lugar nuevo, al hablar de sus reacciones, incluso al hablar de sí mismo, constantemente estaba quejándose, encontrando las cosas malas que habían a su alrededor, en sus familiares, amigos, en los servicios que contrataba. A donde fuese encontraba una falla. (¡Eso sí, era un excelente auditor! profesión que desempeñaba laboralmente). Como discurso, no sólo estaban sus palabras, también estaban sus prácticas como investigar cada situación nueva a la que se iba enfrentar: por ejemplo cuando conocía una nueva chica, de inmediato se iba a sus redes sociales y encontraba cuanta cosa para quejarse encontraba de su ciudad natal, de los post que hacía, etc. ¡Era un detector de fallas infalible!. Sus gestos siempre eran gestos de sospecha: entrecerrar los ojos, hacer un gesto como si algo le oliera mal, y la quijada arriba. Todo su ser enviaba un discurso coherente. Obviamente, su cotidianidad estaba repleta de problemas, dificultades en sus relaciones y siempre se quejaba (¡Claro!) de que no se sentía atractivo hacia las mujeres (¡obvio también se quejaba de las mujeres!).

Con esta historia, lo que quiero decirte es que cada cosa que haces, dices, opinas, resistes. Como usas tu ropa, como usas tus redes sociales, la forma en que eliges qué televisión ver, la música que escuchas, etc. Todo esto envía un mensaje de ti, de tus creencias y de tus actitudes hacia la vida.

Mi intención con este post, además de generar la reflexión y que te observes detenidamente sobre que es lo que estás constantemente proyectando, es compartir una serie de tips que te ayuden a generar patrones de lenguaje atractivo. Algunos gestos, actitudes y hábitos en el lenguaje (verbal y no verbal) que puedan ayudarte en la configuración, no sólo de una personalidad atractiva, sino de un SER atractivo.

  1. Renuncia a la necesidad de quejarte. Aprovechando la historia de nuestro amigo más arriba. Es evidente que si sueles estar quejándote todo el tiempo disminuyes las probabilidades de proyectarte como alguien con quien las personas quieren estar. No he leído estudios al respecto, sin embargo, desde mi experiencia como terapeuta en seducción y pareja, te puedo decir que aquellas personas con quienes he trabajado que tienen este patrón de queja, al eliminarlo de sus vidas, la magia empieza a aparecer y sus relaciones cambian satisfactoriamente y el círculo social se amplía.
  2. Elimina el “no” y el “pero”. Este es uno de los retos más grandes del lenguaje. Seguramente si lees más arriba, podrás encontrar uno que otro “no” y uno que otro “pero”. Mi recomendación es que trates de eliminar este par de palabras de tu lenguaje hablado y escrito. Puedes poner límites a través de afirmaciones y puedes expresar tu punto de vista prescindiendo de la palabra pero. Una buena forma de empezar a entrenarlo es a través de los medios escritos: el chat, los correos electrónicos, tu diario.
  3. Dile adiós a las generalizaciones. Quizá es algo difícil de notar  en tu propio lenguaje o en el lenguaje de otros, sin embargo es uno de los hábitos más frecuentes. Palabras como “todos”, “siempre”, “nunca”, “nadie”, “ninguno”, entre otras, son palabras que generan un poco de malestar a nivel inconsciente entre nuestros interlocutores. Imagina esta frase: “SIEMPRE que salgo a conocer gente, TODOS me miran raro y NUNCA logró conocer nuevas personas. NADIE se interesa en mi”. Ahora, cámbiala por: “EN OCASIONES, cuando salgo a conocer gente, ALGUNAS PERSONAS, me miran raro, A VECES NO logro conocer nuevas personas, ALGUNAS PERSONAS no se interesan en mí”. ¿Cuál se siente mejor o peor? ¡Seguro has notado la diferencia!.
  4. Volumen y velocidad. Presta atención a los tonos de tu voz. Simple y sencillo: que te escuchen bien y que no exista la necesidad de preguntarte “¿Cómo, qué dijiste?”. Si te lo están preguntando mucho, no estás vocalizando o no tienes un volumen suficiente (¡o la otra persona está sorda!). En cuanto a la velocidad, trata de no hablar muy rápido, no querrás que la persona se canse al tratar de seguirte el paso; claro, el opuesto: hablar lento puede resultar aburrido también. La formula que considero es el antídoto para esto es que tu tono y ritmo, esté siempre acompañado de significado, es decir, que las palabras que estás usando, sean coherentes y congruentes con los tonos. En otras palabras, que la emoción se alcance a notar en lo que dice.
  5. Concéntrate en el instante. Estar presente para tu interlocutor es quizá el patrón de lenguaje más poderoso. Estar escuchando, realmente lo que te están diciendo. Muchas veces cuando salimos con alguien nuevo, estamos aplicándole nuestros juicios, imaginando como serán las siguientes horas de la cita (o como queremos que sean). Desconéctate de la expectativa, desconéctate de tus diálogos internos y presta total atención a la persona que tienes al frente y lo que está pasando con tus sentidos. Piensa en esas personas con quienes te gusta estar… notarás que siempre están ahí, presentes, con su propio estilo sí, y presentes.
  6. Sé natural, evita fingir. Actualmente parte de mi labor es comercial, tengo que visitar clientes y ofrecer mis servicios a las organizaciones. En este camino, me encuentro con todo un abanico de personalidades y formas de ser. Hay un tipo de personas que he notado con cierta frecuencia, me gusta llamarles: “los postizos”. En sus lenguaje no verbal, se notan incómodos al fingir sus gestos, los tonos de la voz se ven poco naturales y sus palabras suenan a guión. No hay congruencia entre los tonos y las palabras y sus ojos delatan que están tratando de elegir demasiado bien las palabras. Mi recomendación al respecto es: encuentra comodidad contigo misma/0. No trates de parecer algo que no eres. La naturalidad es uno de los rasgos más valorados en el mundo de la seducción.
  7. Renuncia a los resultados. El mundo de la seducción está muy permeado por la expectativa, cuando salimos a conocer nuevas personas, queremos volver con un resultado: un nuevo número telefónico, una nueva amiga, una nueva cita. En el tiempo que llevo asesorando los procesos de búsqueda de pareja o ampliación del círculo social, he notado que a más expectativas, menos resultados. Disfruta el encuentro, el camino y recibe lo que llega. Poco a poco empezarán a verse resultados, sin forzarlos.

Me gustaría saber cómo se mueve tu vida si elige aplicar al menos uno de estos patrones. Coméntalo en el blog o en nuestras redes sociales.

¡Un abrazo!

INTENSAMENTE (Inside Out) ¡Una guía de inteligencia emocional y transformación!

Intensamente

Si eres un lector de este blog y del trabajo de Dr. Phyloel, no se te hará para nada extraño que este post haya nacido. Como un ser apasionado por el mundo de las emociones y de la psicología, no puedo dejar pasar la oportunidad de escribir mis impresiones sobre esta película y, claro, una que otra interpretación interesante que, a pesar de ser mi mera opinión basada en mi modelo de mundo, la pongo a tu servicio en caso de que te pueda ser de utilidad, como ya ha sido en varios de mis procesos de coaching y psicoterapia. Estoy seguro además, que no será el único artículo de este estilo escrito sobre la película.

La película a la que me refiero es la más reciente producción de Pixar Animation Studios en asocio con Walt Disney que en inglés es titulada como INSIDE OUT, en latinoamérica como INTENSAMENTE y en España como DEL-REVÉS. Que narra la historia de Riley una niña de 11 años (preadolescente) que se enfrenta a un cambio significativo en su vida, ya que su familia decide mudarse de Minnesota a San Francisco, lo que implica que Riley deje atrás a su mejor amiga, sus pasatiempos, su escuela y su cotidianidad en la antigua ciudad y se enfrente al cambio y la adaptación. En su mente habitan 5 personajes principales: Alegría, Tristeza, Ira, Desagrado y Temor. Quienes a medida que avanza la película van ejerciendo ciertas influencias en el comportamiento y emociones de Riley.

ATENCIÓN, A PARTIR DE ESTE MOMENTO EMPIEZA UNA ZONA DE SPOILERS. SI NO HAS VISTO LA CINTA, PUEDES ENCONTRARTE CON MUCHA INFORMACIÓN QUE SERÁ REVELADA. ¡TU DECIDES! 

En primer lugar, me gustaría empezar por el nombre de la película. Creo que las traducciones son afortunadas, aunque pueden sesgar nuestra experiencia. Por ejemplo, para los espectadores españoles, Del-Revés, nos puede dar una impresión diferente a la de una INTENSA-MENTE. En portugués, por ejemplo, el título se traduce al español como Mente-Divertida y en francés el título traduce algo así como Viceversa. Lo que me plantea una primera pregunta y es ¿realmente qué significa Inside Out?

La expresión Inside Out puede entenderse de dos formas: una de ellas es cuando tomas una camiseta y la volteas, quiere decir que la volteas de revés, y ves su otra cara, lo cual me parece interesante en términos de interpretación de la película, es como si el título nos invitara a mirar la cara interna de nuestra mente. Hay una segunda interpretación del idiom Inside Out y es el que está relacionado con un alto conocimiento de algo, es el equivalente al español de cuando decimos: “Raúl conoce esta ciudad al derecho y al revés”.

Personalmente me siento más cercano a esa traducción. Mi sensación personal con la película fue un intento de conocer nuestra mente al derecho y al revés. Claro, esto no es del todo posible, sin embargo considero que es un excelente comienzo y que se puede explotar mucho más esta metáfora sobre los “personajes de nuestra mente”. Tengo la expectativa de que sigan con la historia de Riley y su adolescencia.

Ahora bien, la película ofrece una infinidad de metáforas altamente poderosas en torno a nuestra vida emocional, a la relación entre las emociones y la memoria, los sueños y muchos otros temas alternos que pueden ir apareciendo dependiendo de los ojos del espectador. Quiero con este post, plasmar aquellos elementos que causaron una gran impresión en mi y que considero serán importantes para incluir en nuestro repertorio de creencias sobre nuestra propia psicología. 

LA UTILIDAD DE LAS EMOCIONES Y SUS EXPRESIONES CORPORALES. 

En el pasado, en los diálogos sobre las emociones, habíamos tocado este tema. Aunque creo que la película, nos muestra con gran claridad la función que tienen nuestras emociones plasmadas en estos personajes. A continuación las utilidades de las emociones y como fueron plasmadas en la película. Además de ello, me parece altamente poderoso que si observamos la corporalidad de cada uno de los personajes, podemos hacer consciencia de cómo nuestro cuerpo responde frente a cada emoción. Una herramienta que te pueda ayudar mucho para darte cuenta de qué emoción estás experimentando y, al mismo tiempo, ayudarte a cambiar de estado emocional.

Ira: La utilidad de la ira, en esencia es la defensa y el ataque. En la película, esto se muestra de una manera magistral, mostrándonos cómo Ira, reaccionaba cuando se enfrentaba a los ataques de otros o cuando las expectativas no eran acorde a lo planeado. En esencia, la ira nos acompaña cuando nos sentimos atacados y, por lo tanto, nos defendemos de ese ataque como es normal. Usualmente lo hacemos a través de la agresión, como cuando Ira quema la ventana en el momento en que se siente atacado. Muchas veces la ira nos motiva a la acción con el fin de lograr ese estado deseado que teníamos antes del ataque; razón por la que la Ira esa quien lidera el escape de Riley nuevamente hacia Minnesota. La expresión emocional de la ira está caracterizada por una mirada aguda, una voz gruesa y ronca, cuello ancho y hombros arriba, así como movimientos rígidos y poco fluidos. Literalmente una postura no verbal de ataque, preparado para la lucha cuerpo a cuerpo. 

Alegría: La alegría es una de las emociones más útiles en términos prácticos, pues nos mantiene en un estado de bienestar que potencia nuestras habilidades de comunicación, de acción, de aprendizaje y nos llena de recursos para actuar en el ambiente. La sombra de la película y como se muestra en ella, es que muchas veces, una sobredosis de euforia y felicidad puede callar nuestras demás emociones, rechazarlas y querer silenciarlas. En la película Alegría se caracterizó por evitar a toda costa de que Riley experimentara frustración y dolor, lo cual hizo que Tristeza estuviese totalmente aislada del grupo e incluso llegara a sentirse inútil. El lenguaje no verbal de alegría es de una mirada enfocada y tranquila, una sonrisa de oreja a oreja, movimientos fluidos y eficaces, tono de voz mediano y volumen alto de la misma. Un lenguaje no verbal de recursos y vínculo. 

Temor: La película claramente nos muestra como temor es un personaje bastante útil, quien tiene una gran misión: ¡Estar alerta! Ser precavido, calcular los riesgos y orientar la acción. Cuando temor subía la intensidad, se convertía en el rector de la conducta y muchas veces terminaba bloqueando la acción o provocando la huida. Creo que el momento cumbre donde se vio con más fuerza esto es cuando Riley, en una de las escenas finales de la película saluda a un chico quien al interior de su mente está dominado por la alerta de “atención, chica a la vista” y el exceso de temor bloqueó su respuesta y, literalmente, no dijo nada. (muchos de los que estamos en el camino de la seducción, nos encontramos identificados con esta escena). El lenguaje no verbal de temor es bastante llamativo: mirada con ojos bien abiertos, movimientos rápidos y cuidadosos, voz aguda. Una conducta corporal típica de los estados de alerta.  

Desagrado: En la película, desagrado se muestra como un personaje que cumple una misión: bloquear la entrada de lo desagradable y agradar. Sus momentos protagónicos de la película son cuando se le ofrecen ciertos alimentos poco agradables a Riley; el instante en que la niña entra a su nueva habitación y ve un panorama poco alentador, sin embargo colabora con Alegría en la decoración imaginaria de la habitación. Finalmente, otro momento protagónico de la película para desagrado, es el momento en que se concentra en adaptarse en el nuevo grupo social en la escuela. Personalmente, interpreto al desagrado como una variación del temor, que tiene como función generar alerta y protección de aquellos elementos que amenazan con proporcionar malestar emocional. La expresión corporal de desagrado se caracteriza por una mirada evasiva, un gesto en la boca torcido como de no querer recibir, movimientos poco fluidos y con los brazos más pegados al cuerpo. Un lenguaje no verbal cerrado, caracterizado por el bloqueo de la entrada de información de afuera. 

Tristeza: Personalmente cuando aprendí que la función principal de nuestra tristeza es la reflexión y la generación de análisis de las situaciones, sentí un gran alivio y me ayudo mucho a superar varios de mis propios problemas emocionales y relacionales. Hacer consciencia de la utilidad de la tristeza, en esencia, es una de las líneas principales de la película y una de las grandes enseñanzas de la misma. Todas nuestras emociones son altamente útiles y, por ello mismo, cuando las relegamos, las callamos o las enterramos, el caos empieza aparecer en nuestra vida. Considero que uno de los subtextos de esta película es una crítica al temor que tenemos hoy en día a frustrarnos y la gran enseñanza es que la frustración genera aprendizajes, nuevas vías de comunicación y expresión, además de una conexión fuerte con los contenidos presentes en nuestro funcionamiento cerebral y cognitivo. La tristeza tiene una voz de tono grave, de volumen bajo, movimientos lentos y poco energéticos, poca disposición para la acción, sin embargo con mucho diálogo y referencias analíticas a las situaciones. Considero que fue un excelente toque que el personaje tuviese gafas, pues nos invita a ver y analizar detenidamente. 

El equilibrio emocional, como vemos en la película, no consiste en que todo el tiempo estemos en un estado de Alegría poderoso que rebasa todas nuestras experiencias y todos nuestros sentidos. El equilibrio emocional proviene del diálogo entre las emociones, la interacción entre ellas, entendiendo que cada una de ellas cumple funciones específicas y que tiene sus espacios sanos de expresión.

El mejor ejemplo de lo anterior es la escena de la discusión familiar en casa. La mayoría de las personas hemos interpretado que quien manda en la cabeza de mamá es la tristeza y que el líder en la cabeza de papá es Ira. Mientras que Riley, quien siempre había estado liderada por la felicidad (como es usual en la primera infancia y la edad escolar, edad en la que se encuentra ella), al encontrarse en un momento de crisis se desconecta de esa emoción líder (Alegría) y de aquella que no se da permiso de sentir (tristeza). En la crisis, como suele pasar, estamos dominados por la ira, el desagrado y el miedo. Esta escena deja claridad, creo yo, que no es que la emoción principal en la mamá de Riley sea la tristeza todo el tiempo, sino que, en ese instante, quizá si lo fue, pues era la emoción más útil en el diálogo, de otro lado, papá se conectó con su ira de no saber manejar la situación y “puso las cosas en orden”.

LOS PENSAMIENTOS NÚCLEO E ISLAS DE PERSONALIDAD. LA RELACIÓN ENTRE LA MEMORIA Y LA EMOCIÓN. 

inside-out-personality-islands

Uno de los elementos fundamentales de la historia es la existencia de las “islas de personalidad”, cada una de ellas creadas en la mente a partir de un recuerdo específico de la historia de Riley, estas memorias se convertían en un “pensamiento núcleo”, cada uno de esos pensamientos sustenta la supervivencia de cada isla. En el caso de Riley, las islas eran: Familia, Amistad, Hockey y Bobadas. Cada una con una memoria correspondiente a la que le debía su origen.

Mi interpretación de esta metáfora es que cada uno de nosotros tiene memorias y emociones nucleares que van creando nuestra identidad y que la película tiene una hermosa intención de mostrarnos en la parte inicial que debemos hacer un esfuerzo poderoso por mantener vivas nuestras islas, tal cual son. Precisamente esa era la misión de Alegría en el momento en que los pensamientos núcleos se desconectan del “centro de control” y la alegría y la tristeza se quedan fuera del mismo, perdidas en la memoria a largo plazo. A medida que avanza la película las islas se derrumban una tras otra. Esto me hizo recordar a mis consultantes y y hacer consciencia de que en la CRISIS nuestros pensamientos, emociones y creencias núcleo se sacuden, se debilitan o se destruyen. Al mismo tiempo pensé en cómo nuestras emociones, en esencia están sustentadas en nuestras experiencias pasadas, generando que valoremos las nuevas experiencias teniendo como base nuestros “pensamientos centrales”. Para mí, Islas de Personalidad = Creencias.

La magia de la película se hace aún más fuerte en mi experiencia al verla cuando concluyo y aprendo que LOS MOMENTOS DE CRISIS SON GRANDES OPORTUNIDADES PARA REESCRIBIR NUESTRAS CREENCIAS. Las islas se destruyeron porque el momento de crisis las pone a prueba. Al ver que los recursos de las islas no son suficientes para hacer frente a la situación crítica, generan un desastre en el centro de control, y sólo el trabajo en equipo y el equilibrio logrado por las emociones en el centro de control hizo posible la reinvención de islas aún más llenas de recursos, más poderosas y más sólidas; así como más nutridas emocionalmente con los diferentes colores aportados por cada uno de los integrantes del centro de control. 

En conclusión, esta es una historia de REINVENCIÓN CONSTANTE nuestras experiencias vitales, especialmente aquellas altamente exigentes, como la crisis, son oportunidades de transformación y obtención de nuevos y más poderosos recursos. 

¿QUIERE DECIR QUE ESTAMOS SIENDO DOMINADOS POR NUESTRAS EMOCIONES CONSTANTEMENTE?

Cuando salimos de la película, una primera sensación que puede quedar en nosotros es que somos víctimas de lo que nuestras emociones hacen con nosotros. Sin embargo, al observar detenidamente puedes notar, o al menos eso me pasó a mí, que las conductas de Riley no son la traducción de lo que pasa dentro de su cabeza, sino que es una interacción constante entre lo que está pasando en el exterior y cómo sus pensamientos núcleo (islas) valoran la situación y hacen que las emociones reaccionen. Literalmente, las situaciones del afuera provocan que nuestras emociones “aprieten ciertos botones”.

En la vida cotidiana solemos decir con frecuencia que estamos dominados por las emociones. Sin embargo, como sucedió con Riley, hacer consciencia de las emociones y la utilidad de las mismas, logró un equilibrio emocional y un bienestar. Creo que todo lo que pasa en el centro de control está determinado por los niveles de conciencia de las emociones que hacía Riley. Por ello, creo que un poderoso aprendizaje es el de hacer participes a todas nuestras emociones con sus diferentes utilidades, en el centro de control y que la crisis no esté dominada únicamente por la ira, el miedo y el desagrado.

Podría seguir hablando de muchos más aprendizajes de la película y explicaciones que desde la psicología podemos ofrecer a la metáfora. Sin embargo, quería simplemente ofrecer mis aprendizajes más inmediatos.

¿Qué aprendizajes te generó la película? ¿Qué decides luego de verla? ¿Qué preguntas poderosas aparecieron en tu mente gracias a esta hermosa metáfora?.

Nos vemos pronto… gracias por pasar por acá. ¡Comparte si te parece valioso!

Tercera Fuente del Lenguaje No Verbal: El lenguaje de la ropa y los accesorios.


¡Es un gusto volver a la escritura! Gracias a todos aquellos que, a pesar de la ausencia de nuevos posts, siguieron leyendo, comentando y mostrando su interés por los diferentes temas y por sí mismos. Siempre es in privilegio contar con ustedes los lectores y siempre será un privilegio poder seguir escribiendo para ustedes.


Hoy voy a cerrar la serie sobre Las Fuentes del Lenguaje No Verbal. Recordemos que hemos hablado, hasta ahora de dos fuentes: El lenguaje del Cuerpo, que es lo que tiene que ver con todos esos movimientos que nuestro cuerpo hace de manera consciente e inconsciente (sobre todo inconsciente) y que delata nuestra actitud hacia las diferentes situaciones que nos rodean; la segunda fuente es el Tono de la Voz, que tiene que ver en cómo el uso de la voz envía mensajes claros sobre nuestro estado emocional o sobre nuestras actitudes frente a las personas o episodios específicos de la vida cotidiana.


Hoy hablaremos de una fuente del lenguaje no verbal que ha sido menos estudiada, pero que, de todas maneras, es muy importante y también nos da mucha información sobre las personas. Es importante aclarar que, la ropa y los accesorios se interrelacionan directamente con el lenguaje del cuerpo. Mirémoslo detenidamente:


Desde los inicios de la vida humana en sociedad, el uso de las ropas ha sido siempre una prioridad. En un comienzo, la utilidad era cubrirnos del frío, luego, empezamos a hacer usos culturales de la ropa para diferenciar rangos y jerarquías, para diferenciar géneros, profesiones, edades, incluso hasta preferencias musicales y estados civiles. La ropa y los accesorios siempre envían un mensaje de lo que somos y puede dar pistas de nuestros estados internos.


A diferencia del lenguaje del cuerpo, el uso de accesorios y de ropa no es estrictamente universal y tampoco es tan exacto como podría ser el análisis del lenguaje del cuerpo o del tono de voz. Sin embargo, existe una forma de detectar generalidad y es la observación de los pequeños detalles y aquello que se repite en la población que se observe. Y también, hacer un poco de uso del sentido común, ayuda a adivinar o, por lo menos, a tener una pequeña idea de los rasgos de la personalidad de quien está conversando con nosotros o quien vemos desde la ventana del bus, etc.


Hay unas cosas que, a través de la observación clínica y cotidiana de las personas, sus personalidades y sus patrones (la forma de vestir es un patrón), he encontrado algunas pistas que voy a compartir en este post y que son pequeñas claves para el análisis del uso de la ropa y los accesorios.


Usando las tres predominancias perceptivas, es decir: Visual, Auditiva y Cinestésica o Kinestésica, puedes inferir el uso de los accesorios. Mirémoslo detenidamente:


Las personas son muy buenos para vestirse o, también, todo lo contrario, es decir, el objetivo con la ropa y los accesorios de una persona visual es crear un impacto con su imagen en el ambiente, RESALTAR o, si se quiere, llamar la atención a través de la vista. Usan muchos accesorios, colores vivos y/o combinaciones de colores que generan contrastes fuertes. Los accesorios generalmente son brillantes y llaman mucho la atención, usan gafas oscuras… ¡Recuerda! Generar impacto visual es la regla se los visuales para el uso de la ropa; ya sea a través de la extravagancia o lo “socialmente aceptado”.


Las personas auditivas rara vez se les nota en la ropa, es decir, no identificarás a una persona auditiva a través del uso de la ropa, a menos que esté coincida 100% con un estilo musical (rapero, metalero, reggae style, etc.). Sin embargo, hay ciertos accesorios que te darán pistas de una persona auditiva: generalmente los auditivos usan audífonos la mayor parte del tiempo, tienen parches o stickers de sus grupos favoritos o de las emisoras que escuchan en las maletas, en el automóvil o a veces parches en la ropa, también manillas con los nombres de artistas… es decir, muchos accesorios que tengan que ver con música. Claro, hay veces que estos auditivos se visten bien o también pueden genera impacto visual, pero con el fin de ESCUCHAR comentarios acerca de su forma de verse.


Los Kinestésicos o Cinestésicos, prefieren prendas y accesorios que sugieren movimiento, como bufandas, chaquetas largas, aretes largos, faldas con flecos, etc. Así como también se preocupan por las texturas de la ropa que usan y escogen las prendas porque son suaves o bien porque abrigan mucho. En mi experiencia he descubierto que las mujeres Cinestésicas o Kinestésicas usan escotes, muestran las piernas o sugieren la piel. En la experiencia también he notado también que, las mujeres que usan escotes son mujeres coquetas que disfrutan de los halagos.


Otros pequeños descubrimientos que he hecho:


  • Las personas que visten muy ordenadamente son puntuales, siguen instrucciones y son buenos empleados, además, claro está, son ordenados.

  • Aquellos que visten de manera alternativa, son personas imaginativas, creativas, sensibles a las experiencias cotidianas, algo bohemios.

  • Las personas que visten prendas de cuero, sobre todo chaquetas, son personas que son más reservadas con su territorio psicológico y rara vez confían en otros para contar sus cosas; podemos decir que se ponen “otra piel”.

  • Las personas que se visten de corbata en el caso de los hombres, y las mujeres que usan bufandas o pañoletas, o en los dos casos, el uso de sacos cuello de tortuga, son personas que tienden a darle importancia a las cosas intelectuales, al separar la “cabeza” o “mente” del cuerpo (un buen ejemplo de esto son . Así, al contrario, las personas que dan predominancia a la unión de lo físico con lo mental, no hacen esta división (por ejemplo los deportistas, los bailarines o las personas que gustan de la meditación, etc.).

Estos descubrimientos los he hecho a través de la observación constante, encontrando una repetición en esas personas y en esos rasgos de personalidad. Es importante aclarar que no son descubrimientos científicos, son descubrimientos etnográficos y no necesariamente son universales, simplemente son pequeñas guías para indagar sobre los rasgos de las personas. Sin embargo, te encontrarás con que la mayoría de los descubrimientos se repetirán bastantes veces.


¡Es un placer estar de vuelta! Observen, observen mucho y empezarán a encontrar patrones en el uso de la ropa. Escoge un rasgo que quieras estudiar, por ejemplo, las personas con carisma, y trata de mirar si las personas con carisma tienen una forma de vestir específica: ¡te sorprenderás de lo que encontrarás!

_________________________

A los lectores de Bogotá, les comunicó que he abierto mi consultorio, pueden solicitar sus citas a través del correo electrónico: drphyloel@gmail.com o del teléfono 7049673. Una secretaria contestará sus llamadas y agendará su cita según la disponibilidad.

La segunda fuente del lenguaje no verbal: Tonalidades.

“No es lo que dices, es cómo me lo dijiste” Esta es una de las frases más típicas de las discusiones, incluso las de pareja. Según mi experiencia personal (ya que tengo la imposibilidad de vivir los recuerdos de otros… ¡Por más que yo quiera!), casi el 90% de las veces nunca recuerdo las palabras que usan las personas, pero siempre recuerdo sus gestos y el tono de la voz que han usado conmigo. Por ejemplo, recuerdo a mis profesores de bachillerato regañándome por estar dibujando en clase, recuerdos sus caras y el tono que usaron, pero no recuerdo las palabras que han usado. ¿Por qué me pasa eso? ¿Será que al resto de las personas le pasa lo mismo?

 

Estoy casi seguro de que es así, creo que un mínimo porcentaje de personas puede recordar las palabras exactas que los demás dicen (a menos que se lo hayan propuesto antes de las situaciones específicas). ¿Por qué? Bueno, creo que la razón es que sólo el 7% de la comunicación tiene que ver con las palabras que se usan, mientras que el lenguaje del cuerpo (55%) y el tono de la voz (38%) completan el otro 93% de la comunicación. ¿Interesante, verdad? A mí sí me lo parece.

 

Hoy nos concentraremos en la segunda fuente del lenguaje no verbal: El tono de la voz. Interpretar el tono de la voz es supremamente fácil, ya que el tono de la voz es el delator de las emociones de las personas. A veces, cuando estoy molesto, intento que los demás no se den cuenta y cambio de postura pero… ¡Diablos! Siempre me atrapan por mi tono de voz y me dicen: “¿Te pasa algo?”. El tono de la voz siempre será la clave para encontrar la emoción del otro y lo que realmente está pensando.

 

Intenta esto, esto es basado en uno de los ejercicios del libro de PNL El aprendiz de brujo: Dile a una persona que escoja en su mente a una persona por la que se sienta atraído y otra persona por la que no sienta nada de simpatía; luego has una lista de preguntas en la que tenga que responder características de cada una de esas personas, por ejemplo, preguntas a qué se dedican esas personas, al responder podrá decir: una se dedica a la venta de cosméticos y la otra es un ingeniero. Como ves, si lo lees no tiene ningún sentido y no entiendes, pero sí lo escuchas, te darás cuenta que el tono de cada uno es distinto. A veces la diferencia es mínima así que por eso es importante que hagas varias preguntas y detectes el tono de voz que usa cuando dice las características y, con práctica, podrás notar qué persona es la que le atrae y cuál es con la que no tiene nada de simpatía. Ayúdate un poco con la fisiología se su rostro y notarás también las diferencias entre una y otra persona.

 

¿Qué hay que tener en cuenta para usar evaluar la voz de una persona?

Velocidad de la voz: dentro de la tonalidad de la voz, también es importante poner especial atención en el ritmo de la misma. Unas personas hablan más rápido que otras y eso es una gran pista para saber cómo piensa esa persona. Por ejemplo, las personas que hablan muy rápido son personas que piensan en imágenes, así que con estas personas es bueno que hables en términos visuales diciendo palabras como: “imagínate qué…” o “Veo claramente que…”. Otras personas hablan un poco más lento, escogiendo cuidadosamente las palabras y modificando los tonos y los ritmos cuando hablan, estás personas son un poco más auditivas y prefieren frases del estilo de “me suena interesante lo que me dices…” o “creo que hay sintonía entre tú y yo…” o “me gustaría escuchar tu historia…”. Es importante que nunca hablar más rápido que tu interlocutor, para que no se sienta cansado o invadido en la conversación. En términos de emociones, las personas felices hablan un poco más rápido que las tristes.

 

Volumen de la voz: Las emociones como la rabia y la felicidad poseen tonos altos de voz, mientras que el miedo y la tristeza, tienen un tono más bien bajo. Ten en cuenta esto para verificar el posible tono emocional de la voz de la persona que tienes en frente.

 

Utilidad de la voz para la seducción:

 

Así como la voz es importante para interpretar el estado emocional de la persona o para saber si tiene una predominancia visual o auditiva en su forma de comunicarse, también es una excelente herramienta para hacer que las personas se sientan a gusto hablando contigo e incluso para que puedas tener tonos persuasivos. Sigue los siguientes tips para poder hacer que tu voz tenga mayor impacto en tus conversaciones.

 

Habla siempre a una velocidad igual o menor a la de tu interlocutor, las personas que hablan muy rápido suelen ser percibidas como personas agresivas y prepotentes.

 

Usa cambios tonales al momento de incluir emociones en las historias que estés contando. Para eso, haz el siguiente ejercicio, trata de decir estas palabras con un tono emocional coherente con el significado que tienen:

 

Triste

 

Fuerte

 

Corto

 

Emocionante (e intenta con todas las palabras qué puedas, poniendo especial atención en las palabras que finalizan las oraciones y los adjetivos, o también trata de hacerlo leyendo en voz alta historias o novelas)

 

El volumen de tu voz debe ser lo suficientemente alto para que las personas no digan “¿Cómo dices?….” varias veces en la misma conversación. Si pasa una vez en la conversación sube tu tono de voz un poco. Recuerda, así como los que hablan rápido, los que hablan fuerte también suelen llegar a ser molestos.

 

Trata de que el aire que usas para hablar salga de tu estómago y mantén una postura erguida siempre, lo cual hará que tu voz salga con más resonancia.

 

Grábate haciendo uso de estos ejercicios y detecta qué cosas te gustan y qué cosas no te gustan de tu voz y pon especial atención en corregirlas. Generalmente, cuando escuchamos audios de nuestra voz, sentimos que esa no es nuestra voz, es importante que te acostumbres a escuchar tu voz desde afuera y encuentres un punto en el que te sientas cómodo con ella.

 

El tono de la voz es un poco más de la tercera parte de la comunicación, si quieres que la gente se emocioné mientras hablas, que se sienta bien escuchándote y que quiera seguir hablando por horas contigo, sigue estas pequeñas recomendaciones para que el tono de tu voz tenga impacto al momento de proyectar una imagen atractiva.

Las Tres Fuentes del Lenguaje No Verbal (I) Lenguaje Corporal.

Uno de los temas centrales de la seducción es el Lenguaje No Verbal. Desde hace muchos años se escribe al respecto, los negocios, la psicología clínica, la biología y muchas más disciplinas en estudiado el lenguaje no verbal. A través de mi experiencia clínica, de coaching y mis investigaciones de escritorio, me he podido dar cuenta de tres fuentes del lenguaje no verbal y sus claves para la interpretación de las mismas. Con esta serie de tres entregas, aprenderás cuáles son los tres elementos que debes tener en cuenta para interpretar correctamente el lenguaje no verbal de una persona y las diferentes señales que está enviando en cada una de Las Tres Fuentes.

Lo primero que debemos tener en cuenta es que lenguaje No Verbal no significa lo mismo que Lenguaje Corporal. Esta diferenciación es la clave de que los estudios sobre el lenguaje no verbal hayan llevados sus investigación a otras dos fuentes además del Lenguaje Corporal. Las otras dos fuentes son: Tono de la Voz y La Forma de Usar la Ropa y los Accesorios.

En esta primera entrega nos dedicaremos a estudiar el Lenguaje Corporal.

El LENGUAJE CORPORAL es La forma en que las personas mueven el cuerpo es casi el lenguaje del deseo inconsciente. Por eso es que cuando alguien nos dice mentiras nos queda difícil creerle y no sabemos por qué; también por eso detectamos que le caemos mal a alguien o viceversa, etc. La minoría de la población mundial tiene plena consciencia de su lenguaje corporal, por eso hay pocos buenos mentirosos y por eso casi siempre la intuición es un arma fundamental para descubrir lo que la otra persona realmente está pensando. Así es, el Lenguaje Corporal es el delator número uno.

Las claves para evaluar el Lenguaje Corporal son:

El contexto. Seguramente ya has escuchado que cruzar los brazos es una señal defensiva y que si una persona ha cruzado los brazos en frente tuyo es porque no está “abriéndose” realmente. Esta es una de las fuentes más comunes de la malinterpretación del lenguaje no verbal: olvidar el contexto. Es posible que la persona no esté resistida, sino que esté haciendo demasiado frío. Cierto día en un bar, estaba hablando con una amiga y esta persona estuvo todo el tiempo con sus brazos cruzados sobre el abdomen; yo pensé todo el tiempo que estaba defendida y llegué a mi casa con una sensación extraña y sentí que no había generado empatía ese día con ella. Al poco tiempo, volví a hablar con ella y ella me confesó que, ese día tenía un dolor bastante fuerte como producto de una indigestión.

Otro elemento del contexto es la cultura de donde proviene la persona, eso hace que haya muchas diferencias al momento de generar relaciones nuevas. Por ejemplo, las personas orientales son menos tolerantes al contacto físico y no permiten que las personas desconocidas se acerquen mucho a su espacio personal, lo mismo sucede con europeos y norteamericanos. En cambio, los latinos toleramos mayor cercanía por parte de las personas desconocidas y tocamos más a los demás.

Diferencia Entre Géneros. El cerebro femenino tiene un 30% más de capacidad para leer el lenguaje no verbal que el cerebro masculino. Eso hace que las mujeres sean mucho más intuitivas que nosotros los hombres al momento de conocer a una persona que se acerca: en segundos ya tienen un concepto de las intenciones y algunos rasgos del mismo. En cuanto al espacio personal, las mujeres se sienten más cómodas cuando se acerca alguien de su mismo género que cuando se acercan los hombres, en cambio, nosotros los hombres, preferimos la cercanía de las mujeres a la de otros hombres. Así que, si eres hombre, esfuérzate por mejorar tus habilidades de interpretación del lenguaje Corporal y, si eres una mujer, confía un poco más en tu intuición frente a los que percibes en las primeras impresiones.

Las partes del cuerpo. Cuando decimos una mentira o queremos proyectar una idea específica deliberadamente, pensamos en hacer que nuestro cuerpo sea coherente con lo que estamos diciendo. La fórmula mágica para el análisis del lenguaje corporal es que ENTRE MÁS LEJOS DEL CEREBRO ESTÉ LA ZONA DEL CUERPO, MENOS CONTROL CONSCIENTE TIENE. Teniendo en cuenta esto, los pies casi siempre son los delatores de las intenciones inconscientes. Cuando una mujer cruza las piernas y la rodilla señala hacia una persona, su cuerpo está delatando comodidad hacia esa persona. Cuando los pies de tu interlocutor están mirando hacia otra dirección, ten cuidado, estás perdiendo su interés.

Todos estos elementos son introductorios, es un inicio para que vayas entendiendo aquello que tienes que observar, observa detenidamente estos tres elementos: el contexto, las diferencias entre géneros y las diferentes partes del cuerpo. Observa mucho a las personas y encuentra cosas comunes, detalles. Por ejemplo, cuáles son los gestos de las personas aburridas o felices, etc. Aprende a asociar gestos y movimientos corporales, es algo que sólo logras a través de la práctica. La serie Tres Fuentes del Lenguaje No verbal será muy larga, volveremos constantemente a ella, alista tus preguntas, tus dudas y tus aportes.

Ésta serie es una serie para interpretar, luego trabajaremos en la proyección. En la próxima entrega de esta serie nos concentraremos en el tono de la voz.

La ropa. Nuestra Piel Social

Hola queridos héroes. Hoy traigo un post bastante interesante sobre un tema que ha tomado bastante atención de mi parte en los últimos meses.

Durante mucho tiempo pensé que la apariencia no era algo que tuviera importancia, fortalecí mi creencia de que lo importante es “lo que va por dentro” y que la gente no debería fijarse en cosas como la ropa, los zapatos, los accesorios, los peinados o los tatuajes, piercings etc. Siempre dije que fijarse en las apariencias y las formas en que la gente se veía era algo supremamente superficial e injusto.

Luego, cuando me enfrente a la vida de la práctica clínica, me di cuenta de que la forma en que viste una persona era un DISCURSO. Es decir, que quiere decir algo la forma en que las personas usan su ropa y sus accesorios; ese hecho es un signo, una representación; como se diría desde el psicoanálisis: una expresión del inconsciente a través del símbolo que, en este caso, es la ropa.

Si muchos de ustedes piensan que la apariencia no es importante, vuélvanlo a pensar y pregúntense qué mensaje dan con la forma en que se visten.

En mi caso particular, en la época en la que la importancia de la forma de vestir y llevar accesorios era un tema sin sentido para mi, solía vestirme totalmente de negro, usaba ropa más grande de la que necesitaba y no me fijaba mucho en las cosas que llevaban puestas las demás personas. Era un “ermitaño social” que gastaba sus días entre la TV y el dibujo. Con el paso el tiempo y la práctica en psicología, aprendí la importancia de los mensajes que da la apariencia de una persona. Aprendí como identificar a una persona psicorígida al mirarle sus zapatos, o accesorios como relojes o joyas, aprendí a identificar cuando una persona es más auditiva que visual con sólo verla, aprendí cuando una persona está pasando por un mal momento, aprendí a identificar a las personas autoritarias y a la sumisas, aprendí que la forma en que llevas tu cuerpo y la manera en que lo “adornas” dice mucho de ti. Lo mismo pude aplicarse a tu auto, a tu celular, a tu habitación, etc.

Aprendido esto, supe que tenía que preocuparme por el mensaje que estaba enviando; las personas de mi facultad me veían como una persona seria, poco abierta, oscura, con infinidad de secretos. Lo cual me daba pocas oportunidades de relacionarme. Incluso, algunos en mi familia llegaron a pensar que yo andaba metido en “cosas raras”. Cuando me di cuenta del mensaje que estaba enviando, decidí que tenía que hacer cambios: compre algunas prendas más coloridas, colores más claros y vivos, empecé rasurar mi cara más seguido, busque uno que otro accesorio que transmitiera mensajes positivos y que dejara ver al resto de las personas que era una persona abierta y agradable. El cambio fue gigantesco.

Ahora bien, este no es un post de estilo o diseño de modas… No te voy a enseñar a vestirte a la moda pero sí a leer mensajes y enviarlos a través del uso que le das a tu apariencia. Es un post de lenguaje no verbal.

Ya que lo que queremos es generar mejores relaciones sociales y generar atracción a través del uso de los atuendos, los tips que te daré hoy son exclusivamente para que uses estos aspectos con el objetivo de proyectar una personalidad más abierta a conocer personas y poco hermética. Vamos por partes:

La ropa es nuestra piel social. Es más, casi que existen “razas” según la ropa que llevamos. El primer mensaje que reciben las personas de nosotros es cómo nos vemos, en otras palabras, qué llevamos puesto. Piensa un momento en los actores, ellos tienen que pensar su vestuario muy bien para lograr el personaje. Tu, al llevar cierta ropa estás actuando un papel específico y eso es lo que proyectas, así eso no sea coherente con tu forma de pensar.

Los tips básicos para la ropa son:

1. Trata de usar más de un color en tu atuendo, eso generará creatividad y variedad. Las personas vestidas de un sólo color suelen parecerles aburridas a las demás personas, incluso sin saber por qué; vestir un sólo color también puede transmitir el mensaje de que eres una persona hermética, pues parecerás una caja o un frasco sellado. Por otro lado, los contrastes, involucran mayor actividad cerebral y, por ende, los demás se involucrarán más al relacionarte contigo.

2. Si usas abrigos o chaquetas con frecuencia, trata de mantenerlas abiertas en el momento en que te encuentres en una conversación social. Claro está que si el clima lo amerita, no dejes de cerrar tu chaqueta por causar una buena impresión. Es importante ubicarte en el contexto en que estás. Un abrigo o una chaqueta abierta transmites que eres una persona, valga la redundancia: “abierta”.

3. Para los hombres es importante usar prendas que realcen los hombros, ya que las espaldas grandes son el signo principal de los machos alfa de todas las comunidades mamíferas. El mejor ejemplo de un macho alfa es el macho espalda plateada de los gorilas y, en los humanos, el ejército da una buena cátedra sobre el uso de los hombros realzados con las insignias; los rangos de los militares son distinguidos por los diferentes símbolos que tienen en sus hombros.

4. Sí, mujeres, me acordé de ustedes también. Es importante que tus prendas sean sugerentes, es decir, que muestren un poco de piel. ¡No importa que el busto sea grande o pequeño, los hombres siempre miramos, Siempre! Así que sugiere un camino por medio de un escote o mostrando tímidamente un hombro, no necesariamente debes ser una “mostrona”. Usa joyas en el cuello para crear la ilusión óptica de que es más largo. Recuerda la frase de las abuelas “deja algo para la imaginación”

5. Es importante que tu atuendo esté de acuerdo con el contexto en el que te estás desenvolviendo. Existe una creencia acerca de que si llamas más la atención vistiéndote de manera muy distinta, podrás generar atracción; esto es parcialmente cierto cuando la persona maneja sin ansiedad su excepcionalidad y cuando esa excepcionalidad es coherente con su personalidad, así que, si eres una persona extravagante que maneja bien todo lo que resulta de un atuendo poco adecuado al contexto: como comentarios, objeciones de otras personas, etc., no es problema. Sin embargo, la capacidad de adaptarse a nuevos ambientes es una de las habilidades sociales más importantes; es por ello que el mensaje que puede enviar un atuendo que no está de acuerdo con el contexto es la dificultad para adaptarse. Todo hombre y mujer quiere que su potencial pareja sea una persona que se adapte a las situaciones, recuerda que la adaptación es una de las habilidades especiales que hace que las especies sobrevivan. Queremos una pareja que garantice que nuestra especie sobreviva.

6. Por último, es importante que todas y cada una de las prendas que uses te hagan sentir cómodo. Si te sientes incómodo con algún atuendo que estás usando lo proyectarás. Para entenderlo, haz memoria de lo que sientes cuando estás probándote ropa para comprar y te mides una prenda que no te hizo sentir bien; ahora imagina que compras esa prenda y la llevas a una situación social: todos notarán que no te sientes bien, pero no sabrán exactamente que es por la prenda. Recuerda, tienes que proyectar seguridad y para ello debe existir una armonía entre tu ropa y tu actitud.

Recuerda: Muéstrame como te vistes, y te diré quién eres (socialmente).